Ciertamente, no nos llegan muchos lanzamientos de metal industrial para reseñar a esta casa. Así que hemos aprovechado uno de ellos, para traspasar nuestros límites y salir de nuestra zona de confort por un rato. Y salimos de nuestra zona sacando los dos pies, porque Hasswut tiran de electrónica, y mucho. En un primer momento, y como no puede ser de otra forma, al iniciar la reproducción de "Mund Zu!", su tercer disco, te viene a la mente directamente Rammstein, comparación todavía más acentuada, porque su vocalista, Daniel NQ, también canta en alemán. Curioso el caso de esta banda de la Comunidad Valenciana. Para más datos, dos de sus miembros forman parte también de la banda alicantina Mind Driller. No son ningunos novatos, y tienen cierto renombre en la escena industrial, porque han llegado a telonear a bandas como Eisbrecher, Larva o T3RROR T3RROR, más allá de nuestras fronteras, así que algo estarán haciendo bien, aunque quizá yo no sea el más adecuado para ensalzarlo.

Este EP consta de 5 temas y un remix. La primera "F.F.F" empieza con un ritmo electrónico muy bailable, y es en cuanto entran las voces, que no podemos evitar la comparación con Rammstein. La entonación y vocalización de Daniel NQ recuerdan muy mucho a Till Lindemann. No así el sonido, que es mucho más electrónico, y es en momentos puntuales en los que aparecen los cortantes riffs metalizados de las guitarras. El segundo tema, "Mund Zu!", empieza con el suave canto de una voz femenina, pero acto seguido la cosa se desmadra, electrónicamente hablando, y las bases toman el control. Es este un tema oscuro, que por momentos me recuerdan a mis adorados Deathstars, por las ambientaciones que presenta.  La tercera "Haters" (que luego protagonizará el mencionado anteriormente remix), es quizá de las más guitarreras, aunque siempre quedan en un segundo plano por la agresividad de las líneas electrónicas.

"Säure" empieza de forma mucho más relajada, con unos teclados y la voz de Daniel, mientras el ritmo va subiendo hasta que estalla en el estribillo, para volver a retomar la versión más calmada de la banda. Aproximándonos al final, tenemos "Zünder", con una intro bailable que hará las delicias de clubs engalanados con látex y cadenas. El estribillo tiene un ritmo muy marcado, mientras las programaciones de Javix y los teclados de Zufo van haciendo de las suyas. Aquí si podemos apreciar más nítidamente los guitarrazos en ciertos momentos. Cierran el EP con una remazcla a cargo de Miseria Ultima de la pista "Haters", más acelerada, bailable y electrónica que la original.

No es este uno de los platos de los que a mi me guste repetir, pero hay que conocer de primera mano para poder hablar. Si os gusta el género, y las bandas mencionadas, sin obviar que Hasswut van uno o dos pasos más allá, deberíais darles una oportunidad, porque suenan bien y ofrecen entretenimiento mientras dura la reproducción. Si por el contrario, eres más clásico y poco aventurero, dudo que consigas pasar de la primera pista.