AMERICAN HORROR STORY: 1984. Vamos a pasar un buen rato

Que decir de esta muy buena serie y sus nueve temporadas, si NUEVE, como pasa el tiempo, pues que se podían decir cosas buenas y malas, l@s hay que la odian y otr@s que les encanta, l@s que han visto alguna temporada o incluso algún capítulo y otr@s que se han tragado todas las temporadas sin mover pestaña alguna.
Pero hoy me centraré en su más reciente, bueno fue estrenada en septiembre del 2019 y finaliza en noviembre de ese mismo año, American Horror Story: 1984.
Con semejante título te viene a la cabeza muchas cosas, sesiones de aerobic, laca mucha laca, moda incomprensible, los juegos olímpicos de Los Angeles, cocaína, mucha hierba, rock, pop enlatado e descafeinado, y baladas horteras como las hombreras de esa época. Pues deja de imaginártelo porque tus sueños se han hecho realidad, AHS: 1984 va de eso y más, chicos y chicas muy guapo@s que se hacen monitores de un campamento de verano, si lo habéis leído bien, de un campamento de verano, claro tiene ese lugar como no tiene un historia trágica que sucedió en los '70s. Bueno, de momento bien verdad, pues resulta que hay más y sobre todo mucha sangre, gore, drogas, visajes al pasado y al futuro, por supuesto un supuesto psycho.
En verdad, esto es tranquilamente el argumento de AHS: 1984, pero y si os digo que uno de sus protagonistas es fan incondicional de Billy Idol, hasta llegar al punto que solo le importa dos cosas llevarse bien con su jefe Satán, y hacer desaparecer aquell@s que no adoren la música de adorado Billy. ¿Qué si esta trama funciona?,...pues si, las risas son aseguradas cuando suena Rebel Yell y comete un atroz asesinato. No pienso decir nada más. Decir que Billy Idol está presente en toda la temporada, venga un spoiler, ¡¡¡Pero él no sale!!!... Lo siento. Eso si, como he dicho es un personaje secundario no visual que está en casi todos los episodios. Música, vestuario y accesorios de la estrella van saliendo por momentos y muy bien detallados.
Decir que el resto de protagonista, ya he mencionado a uno, son personajes que tienen sus historias oscuras y que el destino los ha llevado hacerse monitores de este campamento. Mencionar que el personaje de Mr. Jingles es un homenaje a Jason, sin faltar el respecto y que no le llega a la suela de las botas calzadas, pero se le coge cariño, aunque por vestuario me recuerda más al asesino de " Sé lo que hicisteis en el último verano", en fin cosas mías.
Las actrices, comenzando por Billie Lourd (Montana) chica que sueña ser profesional del aerobic como Jane Fonda y quiere vivir de ello. Pero su propósito en la vida es convencer a Brooke (Emma Roberts) e ir con ella a ese campamento, pero Brooke no están inocente como era de esperar, pero eso lo tenéis que ver por vosotras/os mismas/os. Luego tenemos a Angelica Ross (Donna Ross/Rita) que borda el papel a la perfección de enfermera enrollada o eso nos hace entender. Para finalizar el elenco femenino, tenemos a Lesliee Grossman (Margaret Booth) encarna a una dulce, cariñosa y creyente fanática de dios que está en ese lugar por algo, aparte de ser la propietaria y directora del campamento.
Turno para los actores, tenemos desde el guaperas rubio típico de L.A. hasta el que es medio famosito por haber actuado en mismísimo video famoso de Jane Fonda. Variedad y gustos entre ellos, al igual que ellas obviamente.
John Carroll Lynch (Benjamin Richter/ Mr. Jingles) encarna al personaje más enfermizo y atormentado de la temporada, realmente lo borda el actor. Cody Fern (Xavier Plymton) el chico rubio de L.A., el que sueña en ser actor de series de T.V., y cuida su físico y aspecto al detalle, pero tiene algo que esconder, un detalle de su vida que su ego no asimila y no quiere que sea descubierto por sus compañeras/os. Matthew Morrison (Trevor) el que va de guaperas- famosito que deslumbra a Montana por su trayectoria en mundo del aerobic, ja, ja, ja... Lo siento, pero estoy recordando la entrada de este personaje y es de reírse mucho sobre todo por las caras del resto de los personajes.
Gus Kenworthy (Chat), un insufrible personaje, que en mi opinión solo aporta algo en los últimos capítulos de la serie, que esconde su verdadero yo que creer que será mal vista por la sociedad y por sus supuestos amigas/os, aparte le confiesan algo aterrador sobre el siguiente personaje. DeRon Horton (Ray Powell) el típico chico afroamericano que quiere su sueño era acabar la carrera de medicina y fue frustrado por una tenebrosa acción en la hermandad de su facultad. Para terminar con los personajes principales, me he dejado a mí preferido, el que tiene las cosas claras, Zach Villa (Richard Ramirez) el adorador de Satanás y Billy Idol al mismo nivel, el que tiene claro que su vida en centrarse asesinar a toda e todo que le caiga mal o maldiga la música de su adorado Billy, y todo en nombre de su Señor, su Maestro, su Guía, su Lord y su creador ¡¡¡ SATAN!!!. Es el motor de esta temporada, creo que sus minutos totales son justo para entender su propósito y el porqué de sus actuaciones. Es simplemente sencillo, se presenta y ya le coges cariño.
En fin, espero que este resumen, más bien es un punto de vista personal, os sirva para comenzar o engancharos de nuevo a esta serie televisiva. Deciros que por la pandemia, como otras series, se ha retrasado las grabaciones de la Décima temporada que llevara por título "Double Feature" y su rodaje ha comenzado este febrero.
Espero que os divirtáis y os entre el pánico e miedo con AHS: 1984.

X